sitio web
6 signos del bienestar de becerros: comprender las secreciones oculares

6 signos del bienestar de becerros: comprender las secreciones oculares

Es posible que haya escuchado el dicho: "Puedes percibir mucho de alguien al mirar sus ojos". Bueno, ¡lo mismo sucede con nuestros becerros!  Sus ojos nos pueden indicar mucho acerca de su estado emocional y también si hay otra condición grave en sus cuerpos. Revisa los ojos de forma regular y anota los ojos llorosos o que contienen pus en tus revisiones de salud diarias.

Diagnóstico

Los becerros con secreciones oculares deben revisarse más cuidadosamente para determinar la causa. 

  • Sujeta el animal de forma física. Seda al animal o utiliza un anestético tópico si es necesario.
  • Revísalo en una área con buena luz.
  • Determina si es un solo animal infectado o mútliples animales infectados.
  • Las secreciones aguadas vienen de la irritación, el polvo, el amoníaco o los virus que infectan el tracto respiratorio superior.
  • Secreciones gruesas y amarillas normalmente vienen de materia ajena, tales como las semillas de hierbas, la cascarilla, el asserín y las partes finas del forraje.
  • Identifica las secreciones de un ojo o ambos.
    • Secreciones que vienen solamente de un ojo son el síntoma de una inflamación local.
    • Secreciones que vienen de ambos ojos pueden indicar una enfermedad sistémica o irritantes ambientales.
    • Secreciones acompañadas con el movimiento excesivo, cerrado o medio cerrado de los párpados indican dolor en el ojo de ulceración, un elemento ajeno o ambos.
  • La inflamación puede causar vasos sanguíneos destacados y enrojecimiento de los ojos.

CAUSAS COMUNES

  • Irritantes ambientales
    • El polvo, las moscas, las semillas de hierbas, el asserrín y las partes finas del forraje.
  • Elementos ajenos o trauma
  • Conjuntivitis
    • Es lo más común durante el verano.
    • Aparición repentina.
    • Flujo excesivo de lágrimas
    • Los animales guardan los ojos medio cerrados, frotan los ojos o buscan la sombra.
    • Una úlcera se produce en el área central de la córnea y un círculo opaco se forma alrededeor de la úlcera.
    • La córnea entera llega a ser turbia dentro de 48 horas.
    • Las paredes de los párpados se convierten a color rojo con mucosidad y pus.
    • Eventualmente el ojo se abre, pierde líquidos y el globo ocular se colapsa.
    • Puede afectar un ojo o ambos.
    • El ganado infectado debe estar aíslado y recibir tratamiento de inmediato según las indicaciones dadas por un veterinario titulado.
  • Rinotraqueítis infecciosa bovina (IBR por sus siglas en inglés)
    • Se transmite a través del aire y puede propagarse rápidamente por toda la manada.
    • Provoca infección de las vías respiratorias superiores.
    • Más frecuente en otoño e en invierno.
    • En las primeras etapas, el ganado puede desarrollar córneas turbias que se parecen a la conjuntivitis.
    • La parte turbia se extiende hacia adentro desde el borde exterior de la córnea.
    • Sin ulceración.
  • Ojo de cáncer
    • A menudo aparece como placas lisas en el globo ocular y úlceras o lesiones en forma de cuerno en el párpado.
    • Ocurre con mayor frecuencia en bovinos sin pigmento ocular y en aquellos que están constantemente expuestos a la luz solar intensa.
    • Flujo excesivo de lágrimas.
    • Los crecimientos se diseminan a los ganglios linfáticos internos y otros órganos.
    • La detección temprana es necesaria para las terapias de calentamiento y congelación y la extirpación quirúrgica.
  • Ojo de foto (fotosensibilización)
    • Hipersensibilidad a la luz solar después de ingerir ciertas plantas o la administración de ciertos medicamentos.
    • Córnea turbia.
    • Quemaduras solares de párpados, nariz, pezones, vulva y áreas de la cabeza, el cuerpo y las piernas no pigmentados.
    • El ganado afectado que está expuesto a la luz solar durante períodos prolongados puede sufrir ceguera y daños graves sobre la piel.

Tratamiento y Prevención

Tómate el tiempo necesario para reducir la incidencia de irritantes oculares ambientales. Implementa un programa de control de moscas, minimice el polvo y evite la dispersión aérea de aserrín y paja. Al hacerlo, ayudará a reducir la incidencia de ojos llorosos. Además, trabaja con tu veterinario para establecer protocolos de vacunación y tratamiento para los problemas oculares comunes que se encuentran en tu granja.

 

Escrito por: Mariah Gull, MS


Déjanos un comentario

Ten en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de su publicación.